Muchos papás y mamás singles, cuando planean irse de viaje con sus hijos, lo que realmente prevalece ante todo, incluso más que el destino, es que tu hijo se divierta y se lo pase bien, conseguir que tengan unas vacaciones inolvidables junto a su papá o su mamá y, de esta manera, convertimos en auténticos héroes. Nosotros quedamos en un segundo plano, porque sólo con ver a tu hijo feliz, es más que suficiente para que tú hayas tenido unas vacaciones increíbles.

Pero es cierto y, a todos nos ha pasado alguna vez, que cuando nos vamos solos de vacaciones con nuestros hijos, ellos tienen la facilidad de hacer amigos enseguida, divertirse en la piscina o entretenerse en el miniclub. Y claro…, mientras tanto, tú te sientes pez fuera del agua; puedes disfrutar un rato leyendo un libro, chateando por Whatsapp con tu grupo de amigos, o cotillear Facebook, pero el día es muy largo y hay momentos, en los que también echamos en falta unas risas con otros adultos.

Y de ahí nació nuestra “abejita”, nuestro proyecto más tierno, Vacaciones Monoparentales. Porque muchos clientes que viajaban con nosotros en nuestros orígenes, nos pedían a voces “quiero esto mismo, pero con mi hijo”.

¿Por qué no disfrutar de unas vacaciones con niños y con más adultos? Viajes monoparentales, en exclusiva para familia monoparental, donde sólo un adulto viaja con su hijo. Y si estás leyendo esto y todavía no has experimentado el viajar con tu hijo, es algo que tienes pendiente. Es una experiencia totalmente enriquecedora, donde compartirás momentos llenos de magia, aventuras, con mucha complicidad… Y al mismo tiempo, también disfrutarás de pequeños ratitos con otros adultos en tu misma situación, papás y mamás que buscan vacaciones con niños, donde compartir y donde hacer nuevos amigos.

Podría contarte muchísimas aventuras, 9 años de experiencia creando viajes monoparentales dan para mucho, pero cada viaje es una sensación, un sentimiento, unos nuevos momentos y, por más que quisiera explicarlo, me quedaría corta.

Porque ver a decenas de niños, que se acaban de conocer, con una sonrisa enorme compartiendo todo ¡Y es que estamos más de 15 horas al día juntos!; sonriendo, buscándose porque no quieren dormir la siesta solos, deseando ver a sus amiguitos en la hora del desayuno, cabreados porque no quieren ir a dormir aunque sean altas horas de la madrugada y, verlos a la hora de la despedida con la lagrima, porque se acaban las vacaciones, es la satisfacción de saber que nuestros viajes monoparentales salen bien.

El mundo cambia y muy atrás queda las típicas vacaciones con abuelos, tíos, primos (que están muy bien, pero para unos días), que son tiempos donde la gente busca gente, época que estamos muy conectados pero a la vez muy solos y, que hay aventuras que te enriquecen la vida, así que si estás buscando un viaje monoparental ¡TENEMOS LAS VACACIONES CON TU HIJO!

Ah! Y desde hace dos años, porque los niños crecen, también tenemos viajes con adolescentes. Así que ya no tienes excusa para viajar con tu hijo.

Puedes visitar nuestra web y descubrir muchas vacaciones para viajar con tu hijo: Visita Vacaciones Monoparentales

Viajes con niños, viajar con niños, viajes para singles con hijos, cruceros con niños, viajes en grupo para niños, singles con niños, ofertas para viajes con niños, crucero disney

Commentarios

commentarios